Dieta para los hombres que quieren perder peso rápidamente

Dieta para los hombres que quieren perder peso rápidamente

Para nadie es un secreto que, aunque los hombres puedan tener más peso que las mujeres, también es más sencillo para ellos perder el peso porque tienen una mayor cantidad de masa muscular que en las féminas. Metabólicamente hablando, el tejido muscular es más activo y requiere más calorías que el tejido adiposo (1). Pero existe una dieta para los hombres que es efectiva?

Aún tomando en consideración esta premisa, a continuación encontrará usted algunos postulados muy importantes para el adecuado régimen de pérdida de peso, especialmente diseñado para los hombres.

Las dietas para los hombres de choque no funcionan

En primer lugar, debemos entender que son las dietas de choque: estos regímenes reciben este nombre porque, son utilizadas para bajar algún que otro kilo de más pero no deben ser prolongadas porque carecen de los nutrientes necesarios para mantenernos saludables (2).

Por esta misma razón se podría decir que son efectivas pero, sus resultados no son duraderos.

En el caso de este tipo de sistema alimenticio para los hombres, la idea es estar libre de carbohidratos por unos pocos días. En conjunto con la planificación de las comidas, se deberá seguir una rutina de ejercicios a diario para obtener mejores resultados y tratar de que sean duraderos (3).

Este tipo de dieta, aunque resulte muy atractivo, no funciona porque el cuerpo tiende a aumentar de peso más rápidamente una vez se vuelve a la alimentación normal y, además, no son recomendables en lo absoluto porque tienen serios efectos secundarios entre los que se encuentran que ocasionan una baja en la presión arterial y debilidad general. (4)

Incremente el consumo de proteínas

Este es un consejo que solemos escuchar frecuentemente hombres y mujeres pero, ¿por qué aumentar la ingesta de proteínas nos ayuda a adelgazar? En primer lugar, es importante enfatizar que las proteínas son esenciales para la construcción de los músculos en nuestro cuerpo (5) y, a más masa muscular, más calorías gasta nuestro organismo.

Independientemente de dónde provengan las proteínas, bien sean de origen natural o de suplementos, ellas ayudarán a aumentar la masa muscular pero, también va a depender del porcentaje de grasa que se tenga, nada es mágico.

Además, el consumo de proteínas ayuda a incrementar el metabolismo ya que estos alimentos son más fáciles de digerir y proporcionan mayor saciedad en comparación con los alimentos ricos en carbohidratos (6).

Incremente el consumo de grasas buenas

Aunque las grasas forman parte del grupo alimenticio que se debe evitar o eliminar para la eficiente pérdida de peso, también es cierto que existen grasas buenas que ayudan en este proceso. Si bien es cierto que las grasas aportan igual cantidad de calorías en apreciables cantidades (900 kcal por cada 100 gramos consumidos) (7) si consumimos ácidos grasos insaturados, podríamos tener su ayuda para adelgazar.

De acuerdo con un estudio publicado en The New England Journal of Medicine (8) las dietas bajas en grasas no son las ideales para la pérdida de peso porque todos necesitamos las grasas por eso, surge la alternativa de consumir alimentos de este grupo que contengan las consideradas grasas buenas.

Pero, hay un punto a resaltar en cuanto al consumo de grasa y su poder para ayudar a rebajar: no es cualquier grasa lo que ayuda, nuevamente debemos repetir que son los grasos insaturados lo que colaboran en este proceso de pérdida de peso. Asimismo, los ácidos grasos poliinsaturados podrían ayudar a reducir la grasa abdominal gracias al omega 3(9).

Adicional al hecho de que el incremento en el consumo de las grasas buenas colaboran en el proceso de la pérdida de peso, tiene además otras ventajas como que favorecen la absorción de los nutrientes tal como las vitaminas pertenecientes al grupo liposoluble, evitan las carencia nutricionales en las dieta y permiten que la dieta sea menos restrictiva a la hora de comer fuera.

Dentro de los alimentos que contienen grasas buenas destacan: el aceite de oliva, aceitunas, frutos secos y semillas, pescado azul y aguacate. (10)

Elimine el azúcar, las grasas malas y reduzca el consumo de carbohidratos

Todas las dietas en general apuntan a una reducción en el consumo del azúcar para lograr el ansiado peso ideal.

El azúcar contenido en los alimentos hace que se dispare la cantidad de este alimento en la sangre lo que, a la larga genera un incremento en la cantidad de grasa que nuestro cuerpo produce y que se deposita directamente en nuestro abdomen, y con más razón en el caso de los hombres. Detrás de esos abdómenes prominentes siempre hay un consumidor de azúcar.

Elimine las grasas malas

Las grasas malas son las que se encuentran en exceso en la dieta y pueden ocasionar problemas importantes de salud. Estas grasas son las llamadas grasas saturadas, grasas trans o hidrogenadas y colesterol.
El consumo en exceso de este tipo de grasa puede acarrear problemas de salud tales como mala circulación, colesterol alto, arterioesclerosis y enfermedades del corazón.(11)

Reduzca el consumo de carbohidratos

Nuevamente he de referirme al estudio de The New England Journal of Medicine (12) de acuerdo al que se comprobó que el consumo de carbohidratos es el gran causante del incremento en los números que nuestra balanza muestra. Por ello, para lograr una reducción constante, considerable y sana, reducir al máximo el consumo de carbohidratos sería un punto clave.

De acuerdo con el doctor Salomon Jakuwovicz (13), para lograr una reducción rápida del peso, la cantidad de carbohidratos a consumir a diario debería ser de entre 30 y 100gr ya que hace que el metabolismo se reestructure en su totalidad y empiece a utilizar la grasa acumulada como energía.

Haga ayuno una vez a la semana o una dieta de 700 calorías dos veces a la semana

Está comprobado que los ayunos son un tipo de dieta que limitan el consumo de alimentos durante la mañana a la ingesta sólo de líquidos entre los que se incluyen el café, los te, las infusiones y agua, no jugos ni bebidas de otra índole.

Una vez pasa la hora del desayuno, tanto el almuerzo como la cena son comidas muy ligeras el día del ayuno. Se recomienda hacer los ayunos interdiarios para no someter el organismo a dietas tan restrictivas.

Una dieta de 700 calorías dos veces a la semana sería una buena alternativa para la pérdida de peso. Este tipo de régimen tiene como base principal la ingestión de frutas y verduras. (14)

Aunque estas recomendaciones están fundadas en la base de estudios realizados para la pérdida de peso, es importante recordar que antes de iniciar cualquier régimen, debe acudir a su médico para un chequeo.

Ahora sabes que hay una dieta para los hombres que necesitan perder peso, puedes mejorar tu cuerpo entero con estos métodos para aumentar la testosterona.

(1) ¿Por qué los hombres pierden peso más rápido que las mujeres? Jason Medina. Ehowenespanol.com
(2) Dietas de choque. Adelgazarysalud.com
(3) Dietas estrictas para los hombres. Saludybienestar.com
(4) Dietas estrictas para los hombres. Saludybienestar.com
(5) ¿Cómo ayudan las proteínas a adelgazar? Vitonica.com
(6) 6 tips sencillos para mejorar el metabolismo y adelgazar. Cositasfemeninas.com
(7) Las mejores grasas para consumir cuando quieres adelgazar. Tendenciashombre.com
(8) Weight Loss with a Low-carbohydrate, Mediterranean or Low Fat Diet. The New England Journal of Medicine.
(9) Las mejores grasas para consumir cuando quieres adelgazar. Tendenciashombre.com
(10) Las mejores grasas para consumir cuando quieres adelgazar. Tendenciashombre.com
(11) Las grasas malas. Botanical-online.com
(12) Weight Loss with a Low-carbohydrate, Mediterranean or Low Fat Diet. The New England Journal of Medicine.
(13) Comer mucho pero, sin carbohidratos, adelgaza. Salomón Jakuwovicz. Niunadietamas.com
(14) Dieta de 700 calorías diarias. Mujerde10.com